miércoles, 9 de octubre de 2013

Retraso

por Ricardo Capone


I

Hay quienes afirman
que los poetas
siempre llegan tarde
Y estos reivindican
esa afirmación.
Yo, por mi parte,
tomando en cuenta
que estoy lejos de ser un poeta
siempre llego temprano
a lo que sea.
Mi nacimiento fue tardío
y es como si ya estuviera
predestinado/maldicho
a morir mi vida llegando temprano.
Como buen perdedor llego
dos horas antes a las citas
con mujeres bellas.
II

De qué se trata esa acción repulsiva
de llegar temprano.
-No lo sé,
habría que entrar en una discusión
de sordos para especular
a ciencia cierta, y no bastaría.
Tal vez llegando tarde, lo sepa.
Tal vez no llegando, lo sepa, pues,
si lo supiera no la estaría pasando así.

III

Siempre he tenido esa obsesión
maniaco-compulsiva con la puntualidad,
pero como buen enfermo mental
que soy,
a veces, si, sólo a veces
llego tarde a los momentos
conmigo mismo.
Invitado que no invita
planeación que no llega
vividor que no vive
psiquiatra que no piensa:
esos papeles y tantos otros
no sirven de nada.
Y es que ya no hay personas
con quien hablar, ni mujeres
a quien besar, ni motivos
para hacer citas
y llegar temprano.


IV

Una vez que fumo
ignoro el misterio ya planteado
y pienso que hay que ganar batallas
perdiendo la guerra.
Hay que ganarle al tiempo,
pero no a la vida.
Hay que ganarle a la muerte,
pero no al tiempo.
No estaría escribiendo
si no contara las horas
esperando a que pase algo;
esa es una posible raíz del problema
sin prejuicios: esperar.


V

Yo espero
tú esperas
ella es pera
él es otra pera
y todos somos peras que esperamos
como fruta en el frutero de la cocina
que nadie ve, pudriéndonos
poco a poco para que así
nos desechen.
La muerte es esperar,
esperar nada, pero esperar.
La vida es mas o menos lo mismo:
ir de un lugar a otro
sin saber porqué vas
porqué vienes, porqué llegas
temprano o tarde.
Vivir es no pensar.


VI

Cuando se llega temprano
tienes tiempo para muchas cosas:
observar a los transeúntes
llegar tarde, contar las colillas
de cigarro tiradas, manifestaciones
en la avenida Reforma
y al infelizage pidiendo dinero
en cada esquina luchando por existir...
Tienes tiempo para todo, menos para ti,
un momento...
Mi mujer deseada me acaba
de cancelar la cita,
ni modo.
Perdí por default
sin siquiera mover una pieza
en este tablero de eternidad
que es la vida.


VII

Tratándose de literatura
soy precoz.
Iba a terminar este texto
en alguna banqueta, pero,
no me queda nada
mas que postergarlo
pues, se me hace tarde
para llegar temprano
al próximo bar.

Ricardo Capone nació en México, D.F., en 1994

(Regresa al Índice general)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Las teorías sobre arte son al arte
lo que un gato disecado al movimiento de un felino
Cosme Álvarez

Invitación

Los textos y las fotografías que aparecen en La Guarida están protegidos por la ley y no deben ser
reproducidos sin autorización previa del administrador de la página, o del titular de los copyright,
por lo que se sugiere que toda vez que se cite o se utilice alguna de las entradas se nos informe por
Primera época ≈ 1999 a 2007 ≈ Volumen 1. Números 1 al 5
Segunda época ≈ 2008 a junio de 2016 ≈ Volumen 2. Números 6 al 10
Tercera época ≈ 1 de julio de 2016 a 1 de julio de 2017 ≈ Volumen 3. Números 11 al 17